Solucionado el sistema de migración de cursos/estudiantes de evirtual

Ayer, luego de haber conversado con el Ing. Gustavo Hidalgo; quien desde un inicio fue administrador y encargado de la plataforma de educación virtual moodle institucional, y que por razones que no vienen al caso discutir, pasó a otras actividades; él ha retomado temporalmente las funciones antes descritas.

Esta re-asignación se coordinó con el fin primario de solventar los problemas que estaban teniendo los técnicos de facultad para usar el subsistema de migración de cursos/estudiantes. El Ing. Hidalgo se comprometió inmediatamente a encargarse del caso y soportar la plataforma por un tiempo adicional. De esta forma él ha reportado vía email hoy a las 09:37 a todos los técnicos de facultad que ha encontrado y solucionado el inconveniente remanente de los anteriores que fueron oportunamente reportados y documentados.

Así mismo respondí con una nota de felicitación y agradecimiento a la gestión realizada y que reitero por esta vía.

Solucionado problema de red de Física y Matemática

Ayer nos habían notificado en la mañana de problemas de conexión a la red en el modular de la escuela de Biofísica (Física y Matemática como tradicionalmente se le ha conocido). Luego de la inspección de rigor se determinó que el puerto que recibía el enlace de fibra óptica por alguna razón no estaba actuando adecuadamente. Las luces de actividad aunque encendidas, simplemente no parpadeaban lo cual no era buen síntoma.

Conjuntamente con Wilo Jarrín revisamos los enlaces que van a FyM desde el modular de electrónica y a él desde la DTIC. No encontramos problemas en el camino, excepto aquí en el Data Centro que vimos que el patch-cord de fibra óptica que se usaba para conectar de la bandeja al SW de Core era uno armado en base a dos patch-cords dañados, sacando el un hilo bueno de cada uno. La famosísima técnica de “hacer uno bueno de dos malos”. Enseguida pensé que ese era el problema y a buscar un patch-cord bueno. Mientras tanto, ví que había un enlace de F.O. libre que llegaba hasta FyM desde el Data Centro, específicamente los hilos 5 y 6 pues los 3 y 4 eran los que se estaban usando. Reconecté pero no fue solución. Esto ya me iba dando el indicio de que aparentemente no era un problema de la fibra o el enlace. Wilo consiguió uno hoy en la mañana un patch-cord nuevo y reemplazamos el “hechizo” pero sin resultados igual… Ya en ese estado de cosas, podían ser dos los posibles escenarios: o era el enlace de F.O. o era el SW 3Com instalado en el Lab de FyM.

Con Wilo rebuscamos un SW que pudiéramos usar para primero probar y si todo iba bien, reemplazar el actual. Apareción un Cisco 2950 con 2 puertos de F.O apropiados (SX). Lo reseté a su estado de fábrica y me puse a configurarlo, una vez listo hice las pruebas de enlace respectivas y todo funcionó bien. Sólo quedaba probarlo in-situ enseguida la gente regresó a las 14h00 con Wilo preparamos el SW con las placas de alojamiento en Rack y todo. Contactamos con Milton en FyM y fuimos enseguida para allá. Conecté todo y enseguida funcionó. Entonces efectivamente era el SW anterior el del problema. Desmontamos el mismo del rack y montamos el Cisco. Pruebas finales y todo perfecto!

Ya los prometeos están conectados al internet así como todo aquel en el modular que así lo requiera, incluyendo el proyecto GetNano que también estaba afectado, sin mencionar que de ahí sale el enlace al CESTTA. Bueno, todos ya enlazados a la red y trabajando.

Sobre la baja de calidad del servicio de la WiFi

En base a las generalizadas quejas sobre el servicio de WiFi en la ESPOCH, he decidido poner un detalle de las razones (no explicaciones) para este fenómeno. Comienzo indicando unos cuantos hechos y luego en base a ellos indicaré las explicaciones o el análisis de los mismos, que nos conducen al resultado final.

El ancho de banda total de la ESPOCH a la fecha es de 183Mbps según lo indicado en el último reporte del CEDIA. De éstos, una pequeña parte está destinada para 2 de las extensiones, 5Mbps y 3Mbps, que suman 8Mbps, quedando para el campus acá en Riobamba 175Mbps. Esto puede parecer muchísimo, pero si dividimos ésto para el número de personas que lo usan (literalmente cientos simultáneos), en realidad no lo es, como se podrá percibir.

Este ancho de banda disponible, se reparte equitativamente a cada una de las facultades y unidades administrativas, y una parte también para el servicio de WiFi. Específicamente se ha asignado 10Mbps garatizados y un máximo de 20Mbps para el servicio inalámbrico. Esto significa que siempre se dispone de un mínimo de 10Mbps y un máximo de 20. Estos 10Mbps de diferencia se asignan a la WiFi dinámicamente por parte de nuestro equipo de moldeado de tráfico y depende de qué tan descocupado está el canal. Dicho de otra forma, si nadie más está usando Internet en los otros segmentos indicados, se asignan 10Mbps adicionales a la WiFi, si hay mucha congestión, se le asignará sólo los 10 mínimos.

Antes del proceso de acreditación realizado por el mes de mayo de 2013, la ESPOCH disponía de un número de equipos de conectividad inalámbrica (Antenas o AP se les dice en jerga técnica). Con el fin de sumar en un indicador que estaba declarado con un número exagerado de edificios y áreas con cobertura inalámbrica (las razones de éste error no son ámbito de este artículo), el DESITEL realizó la gestión de compra de 20 AP para ampliar esta cobertura y obtener el mejor valor posible en este indicador. Esto hizo que se incremente, no sólo el número de puntos de acceso inalámbrico sino inherentemente también el número de usuarios. Se estima que casi se duplicaron los usuarios. Entonces, más usuarios en el mismo canal resulta en menos canal para cada uno, lo que se traduce necesariamente en quejas.

En toda red y la de la ESPOCH no es la excepción, los clientes de la red cableada crecen muy poco pero los clientes inalámbricos no sólo crecen sino que tienden a multiplicarse, esto por la enorme difusión de smart phones, tablets, portátiles e incluso consolas de juego y otros que disponen de posibilidad de conectarse a una red WiFi.

Está verificado que los estudiantes usan el canal inalámbrico mucho más profusamente que el de cable, pues éste último les restringe a un espacio físico y eventualmente a un control de parte del profesor, asistente o encargado del laboratorio donde se encuentran, entones es menos probable que usen profusamente el canal, cosa que no pasa en un canal inalámbrico. Basta de ejemplo el caso del muchacho que descargó los 5Gb permitidos por mes por usuario en poco menos de un día, pues descargaba, según él instaladores para sus clases, pero que un amigo me confió eran en realidad juegos.

Por todo lo dicho es claro que definitivamente deben haber problemas y éstos necesariamente son intermitentes pues dependen de una asignación dinámica de ancho de banda y de la entrada y salida de usuarios inalámbricos en las diferentes zonas de cobertura. Estos cambios descritos coincidieron de alguna manera también con nuestra llegada y por ello se percibe que antes de ello la red WiFi estaba mejor que en nuestra gestión y es perfectamente natural dadas las premisas antes detalladas. Pero no considero una salida el volver la WiFi a como estaba para “mejorar” el servicio.

El problema fundamental es falta de recursos suficientes de ancho de banda para satisfacer la demanda creciente de conectividad WiFi. Nada más simple que eso.

Por otro lado, debo comentar que luego de una reunión de directorio del CEDIA a la cual fui delegado como representante de la ESPOCH por parte del señor rector en el mes de septiembre, es casi un hecho que en el mes de enero se nos casi triplique el ancho de banda disponible a un total de 450Mbps. Esto definitivamente ayudará a mejorar la experiencia, pero es un cambio que se dará, si todo va bien, para enero del 2014.

Otra estrategia propuesta es la de priorizar las zonas de cobertura y ofrecer mejores prestaciones a las áreas más importantes. Esta es una labor a realizarse conjuntamente con las facultades, pues de ellas depende determinar éstas zonas prioritarias. Definitivamente ayudará a que se pueda disponer de servicio inalámbrico allí donde realmente hace falta por razones académicas o administrativas, no de ocio como es el caso generalizado.

Agradecimiento del Dpto. Médico por gestión DTIC

Tal cual se reportó anteriormente, como parte del informe presentado y publicado ayer en este mismo espacio, se había dado soporte y corrección de un problema en una de las sillas odontológicas en el Centro de Atención Integral en Salud y si bien en esta Dirección desempeñamos nuestras funciones con el mejor de los agrados, solemos recibir solamente solicitudes, mismas que siempre procesamos con las mismas ganas de servir a la comunidad politécnica. Pero qué gusto y qué empujón haber recibido hoy un oficio que ya no es de solicitud pero sí de agradecimiento por nuestra gestión. Lo adjunto en el siguiente link pues lo creo digno de publicar y como un ejemplo que deberíamos seguir todos:

Oficio No 136-CAISE-2013

P.D. Claro que vía mail podría ser ideal para evitar el uso de papel 😉 dtic@espoch.edu.ec está siempre disponible!

Ejecutado el Plan de Anual de Mantenimiento Ed.Central

Hoy el Ing. Marcelo Velasco me ha entregado el siguiente informe de actividades, según el cual se indica como finalizado el Plan Anual de Mantenimiento Preventivo y Correctivo a los equipos del Edificio Central:

Luego de expresarle a usted un cordial saludo me dirijo para presentarle un breve informe de las actividades más relevantes que se hicieron en el área de mantenimiento y soporte de la DTIC:

En el receso académico institucional según lo establecido en el plan de anual de mantenimiento se atendió el requerimiento de hacer el mantenimiento preventivo y correctivo de los equipos de computo del edificio central con las siguientes unidades académicas administrativas:

Departamento Financiero, Tesorería, unidades de producción y recepción de documentación con un numero aproximado de 38 computadores de escritorio y 20 impresoras entre matriciales, láser e inyección a tinta.
Rectorado: 5 computadoras 3 impresoras.
Vicerrectorado Académico: 3 computadores y dos impresoras.
Vicerrectorado Administrativo: 3 computadores y dos impresoras.
UDAED: 3 computadoras 2 impresoras
Comisión de vinculación y Relaciones públicas: 7 computadores 3 impresoras.
Recursos humanos: 8 computadoras 4 impresoras.
Unidad de procuraduría: 7 computadores y 2 impresoras.
Unidad de desarrollo físico: 7 computadoras 4 impresoras.
Adquisiciones: 7 computadoras 4 impresoras.
Bodega: 4 computadoras 3 impresoras.
Bienestar politécnico: 5 computadoras 2 impresoras.
Comisión De Evaluación: 3 Computadoras 2 Impresoras.
Unidad De Planificación: 3 Computadores 2 Impresoras.
Unidad De Control De Bienes: 5 Computadores 3 Impresoras.
Gasolinera Politécnica: 5 Computadores 3 Impresoras.
Dispensario Médico: 8 Computadoras 6 Impresoras y reparación de una Silla De Odontología.

Atentamente,
Ing. Marcelo Donoso.

Este trabajo se vino realizando desde la última semana de receso académico conjuntamente con Jesús Melendres (100%) y 3 chicos practicantes de la Escuela de Ingeniería en Sistemas de la FIE.